COMUNIDAD DE ESTADOS LATINOAMERICANOS Y CARIBEÑOS (CELAC)

La CALC: simiente de la CELAC

La idea de la creación de un ente como la CALC, se planteó por primera vez en la I Cumbre de América Latina y el Caribe sobre Integración y Desarrollo (CALC), reunida en Salvador, Bahía, Brasil, los días 16 y 17 de diciembre de 2008. El propósito de esta Cumbre fue impulsar la articulación de los procesos de integración y el desarrollo de los Estados Miembros, especialmente frente a retos tales como la crisis financiera, la crisis económica y la crisis alimentaria, entre otros.

En esa línea de pensamiento, la CALC partió de la premisa de que la integración política, económica, social y cultural de América Latina y el Caribe era una aspiración histórica de sus pueblos y, al mismo tiempo, una condición necesaria para lograr el desarrollo sostenible y el bienestar social de los países que la conforman. Asimismo, relevó la importancia de la integración regional para la interacción de ALC con el resto del mundo, señalando que la integración de la región pasa por la satisfacción previa de: i) el incremento y el fortalecimiento del comercio intrarregional; ii) la ampliación de los mercados y iii) la facilitación de la circulación de capitales productivos y de personas que contribuirán al desarrollo de los países de la región, con el fin de fortalecer la inserción de la región en la economía mundial.

En esta Cumbre se abordaron cuatro temas centrales, a saber: i) crisis financiera; ii) crisis energética; iii) cambio climático; y iv) crisis alimentaria, alrededor de los cuales giró el debate de los Jefes de Estado y de Gobierno quienes insistieron en la necesidad de aprovechar un espacio como la CALC, para acordar posiciones conjuntas en temas clave como el calentamiento global, las estrategias de desarrollo, y las negociaciones globales sobre el comercio, entre otros. A tal efecto, lograron acuerdos sobre 12 temas de la agenda regional, a saber:

  1. Cooperación entre los mecanismos regionales y subregionales de integración
  2. Crisis financiera internacional
  3. Energía
  4. Infraestructura física
  5. Desarrollo social y erradicación del hambre y la pobreza
  6. Seguridad alimentaria y nutricional
  7. Desarrollo sostenible
  8. Desastres naturales
  9. Promoción de los derechos humanos y combate al racismo
  10. Circulación de personas y migraciones
  11. Cooperación Sur-Sur
  12. Proyección internacional de América Latina y el Caribe: Importancia frente a otros bloques regionales: Unión Africana, Unión Europea, ASEAN, Liga Árabe.

Entre estos temas destaca el de la cooperación entre los mecanismos regionales y subregionales de integración, plasmando la voluntad política de los Jefes de Estado y de Gobierno de fortalecer la cooperación entre las Secretarías de los mecanismos regionales y subregionales de integración y propiciar la realización de reuniones y la interacción frecuente entre ellas, con el fin de generar un espacio de diálogo y de intercambio de información de manera permanente, y articulada, particularmente en temas prioritarios para la región, instando a la colaboración de mecanismos regionales y subregionales de integración en búsqueda de la complementación. Las deliberaciones de esta I Cumbre están contenidas en la Declaración de Salvador, Bahía.

Reunión Ministerial de la CALC (Montego Bay)

En la Reunión Ministerial de Montego Bay, Jamaica, celebrada, el 6 de Noviembre de 2009, los Ministros de Relaciones Exteriores de América Latina y el Caribe aprobaron propuestas concretas sobre los pasos a seguir en la CALC, buscando ejecutar los mandatos dados por los Jefes de Estado y de Gobierno en la Declaración de Salvador, Bahía y dar cumplimiento a los compromisos de fortalecer la cooperación integral en las áreas de interés común, estableciendo acciones en distintas áreas de unión, cooperación e integración regional. A tal efecto, concibieron lo que eventualmente vino a ser el Plan de Acción de Montego Bay. Este plan fue concebido con el propósito de instrumentar los compromisos asumidos en el marco de la Declaración de Salvador, Bahía, contempló las siguientes iniciativas:

  • Cooperación entre los Mecanismos Regionales y Subregionales de Integración
  • Crisis Financiera Internacional
  • Energía
  • Infraestructura
  • Desarrollo Social y Erradicación del Hambre y de la Pobreza
  • Desarrollo Sostenible
  • Desastres Naturales
  • Cambio Climático

Cumbre de la Unidad de América latina y el Caribe

La creación de la CELAC fue acordada en la Cumbre de la Unidad, la cual fue convocada por el Grupo de Río y la Conferencia de América Latina y Caribe (CALC) como un espacio de concertación regional. Dicha cumbre se llevó a cabo en la ciudad de Cancún, México, en febrero de 2010, con el propósito de profundizar la integración política, económica, social y cultural de América Latina y del Caribe y con dos imperativos fundamentales: el de la democracia y el del desarrollo. En esa oportunidad, se acordó el 5 de julio de 2011, fecha bicentenaria de la Independencia de la República Bolivariana de Venezuela y Caracas, su capital, para la firma de los Estatutos de la CELAC. Dicha fecha fue pospuesta para los días 2 y 3 de diciembre de 2011, en el marco de la III Cumbre de América Latina y Caribe (CALC). Venezuela y Chile, en su condición de Presidencia CALC en los años 2011 y 2012, respectivamente, fueron los países encargados de redactar los Estatutos de la nueva institución regional.

De la Cumbre de la Unidad surgió la Declaración de Cancún, cuya decisión apunta hacia la creación de un ente como la CELAC, cuando en su aparte 4 señala la necesidad de:

“4. Impulsar una agenda integrada, con base en el patrimonio del Grupo de Río y los acuerdos de la CALC, así como de los mecanismos y agrupaciones de integración, cooperación y concertación ya existentes, que constituyen todos, de conjunto, un valioso activo regional que se sustenta en los principios y valores compartidos, con el propósito de dar continuidad a nuestros mandatos mediante un programa de trabajo que promueva vínculos efectivos, la cooperación, el crecimiento económico con equidad, justicia social, y en armonía con la naturaleza para un desarrollo sostenible y la integración de América Latina y el Caribe en su conjunto.

La CEPAL sintetizó las propuestas de la Cumbre en el documento Espacios de convergencia y de cooperación regional: síntesis de las propuestas (Febrero de 2010).

Finalmente, las Jefas y los Jefes de Estado y de Gobierno de los países de América Latina y el Caribe, firmaron el 3 de diciembre de 2011 la Declaración de Caracas, en la cual, decidieron “Reafirmar la declaración de la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe (Riviera Maya, México, 23 de febrero de 2010) y, en particular, la decisión de constituir la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) que comprende a los 33 Estados soberanos de nuestra región” y a la cual se refirieron como a “la más alta expresión de nuestra voluntad de unidad en la diversidad, donde en lo sucesivo se fortalecerán nuestros vínculos políticos, económicos, sociales y culturales sobre la base de una agenda común de bienestar, paz y seguridad para nuestros pueblos, a objeto de consolidarnos como una comunidad regional”.

Esta nueva expresión de la institucionalidad de América Latina y el Caribe se vincula de manera natural con el Sistema Económico Latinoamericano y del Caribe (SELA) en las áreas de su competencia.